jueves, 24 de septiembre de 2015

En iguales condiciones no existen diferencias entre los médicos de familia y los obstetras en la atención del parto no complicado

En iguales condiciones no existen diferencias entre los médicos de familia y los obstetras en la atención del parto no complicado

Los estudios comparativos entre médicos generalistas (de familia) y aquellos especialistas sobre actuaciones sanitarias frecuentes no arrojan diferencias apreciables. Se ha visto en los estudios comparativos entre pediatras y médicos de familia y entre estos y los obstetras en nuestro medio (parto en casa).
El estudio que hoy comentamos estudia esta afirmación sobre las diferencias entre los resultados obstétricos entre médicos de familia y obstetras en medio hospitalario mediante un estudio ecométrico ajustando a posibles factores confusores
Se trata de un estudio sobre una cohorte retrospectiva de todos los partos hospitalarios realizados por médicos de familia y obstetras del Canadá (excepto Quebec) de más de 20 semanas y con un peso del feto superior a 500 gr,  entre abril del 2006 y marzo del 2009. Los objetivos primarios determinaron los riesgos relativos (RR) de muerte perinatal hospitalaria  y un objetivo compuesto por mortalidad maternal y morbilidad grave, todo ello evaluado por un análisis de regresión múltivariante.
En este período se detectaron 3.600 muertes perinatales y 14.394 casos de morbilidad maternal entre 799.823 niños y 793.053 madres de 390 hospitales. Según esto el RR de mortalidad perinatal entre MF y obstetras fue de  0,98 (IC 95% 0,85–1,14) y de morbilidad maternal del 0,81 (IC 95% 0,70–0,94). El RR según el método estadístico utilizado varió a  0,97 (IC 95% 0,58–1,64) para muerte perinatal  y a 1,13 (IC 95% 0,65–1,95)  para morbilidad maternal.
Interpretan que tras ajustar por los diversos factores confusores el RR de mortalidad perinatal y de efectos adversos maternales fueron parecidos entre ambos tipo de profesionales sanitarios. Como efecto limitante de las conclusiones se apuntó la exclusión de los partos realizados por las comadronas, de la falta de datos sobre los partos realizados en el hogar y de las consecuencias de las actuaciones en los recién nacidos. 
Teniendo en cuenta que los que los especialistas (como es el caso de los obstetras) se utilizan en situaciones poco frecuentes, o sea en  los partos de alto riesgo, en la práctica habitual y frecuente y en el mismo medio (en este caso hospitalario) no existirían diferencias entre MF y obstetras. 
Sería evidente que en patología frecuente la capacitación iría más de mano de la práctica habitual que de la especialización.

Aubrey-Bassler K1, Cullen RM1, Simms A1, Asghari S1, Crane J1, Wang PP1, Godwin M1. Outcomes of deliveries by family physicians or obstetricians: a population-based cohort study using an instrumental variable. CMAJ. 2015 Aug 24. pii: cmaj.141633. [Epub ahead of print]